CRISIS EN LA POLICÍA MUNICIPAL DE MÉRIDA ANTE ESCÁNDALO DE CORRUPCIÓN

Por: El Señor X

Ante el alud de información que se reunió durante la investigación que se realizó en la Dirección de la Policía Municipal de Mérida así como la filtración a los medios electrónicos de las acusaciones contra los operadores de las extorsiones en el Centro Histórico, el director, Arturo “El Moches” Romero Escalante, convocó a una junta de emergencia a todos los altos mandos de la corporación para endurecer las políticas de control sobre los elementos.

Como se sabe, desde hace varios meses existen acusaciones en contra de “El Moches”, no sólo por su habilidad para cobrar jugosas comisiones a los proveedores, previamente seleccionados por Luis “El Multiusos” González Marín, cuya función ahora abarca desde encerar los pisos hasta determinar las condiciones del clima. Sin embargo, este medio independiente de comunicación realizó una exhaustiva investigación sobre los lazos y conexiones escondidas debajo de la silla de Romero Escalante.

El pasado viernes 1 de julio, se convocó a una reunión urgente a los mandos de la corporación, ya que se filtró a la prensa quienes operaban detrás de las mafias en el mercado de San Benito así como se dio cuenta del largo historial delictivo del subdirector Manuel Jesús Uco Limón (acusado de secuestro, desvío de fondos y tráfico de influencias). En ese intento desesperado por evitar que el pánico continúe propagándose, se tomaron acuerdos para proteger el inminente golpe político que se aproxima.

En los siguientes días se expondrá el complejo entretelón en donde figuran muchos nombres de renombrados políticos, operadoras de manzana y pequeños bonos por mantener a Romero Escalante en el poder. Sólo podemos adelantar que las órdenes emitidas en esa junta de pánico quedaron como secreto de estado, aunque la más evidente fue orquestar una cacería entre el personal administrativo y operativo inconforme para escarmentar a quien se rebele en contra de la podredumbre y, de paso, blindar a Romero Escalante, ya que las cabezas que pueden rodar, están en el piso, y sólo la suya continúa sosteniéndose previo pago de sobornos a los cabilderos de la Comuna Meridana.

Estén pendientes esta semana, en donde el hilo de corrupción quedará al descubierto, el motorizado comandante Odín descenderá del Monte Olimpo a rematar al comandante Búho y, como entremés en esta comedia que llaman Policía Municipal de Mérida, se esclarecen los puntos que dejamos pendientes en entregas anteriores.

Desde aquí saludamos a la familia Millet!!! Gracias por ser los proveedores de su compadre. Y nos seguimos leyendo.

 

facebook-profile-picture
Sobre Señor X 9 Artículos
Soy el Señor X , Veo, escucho, comento y opino.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*